Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachishakusama y Hitori-Kakurenbo

Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachishakusama y Hikori-Kakurenbo
Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachishakusama y Hikori-Kakurenbo.

Hola querido suscriptor, ¿qué tal estás? Nosotros muy bien. Estamos unos días de vacaciones, aunque pasando un poco de frío y sequías, eso sí. 

Años anteriores, donde vivo, en estos días ya había caído algo de agua de las nubes, esta temporada de lluvias no fue así. 
Nada fuera de lo predicho por el servicio meteorológico.

Bueno; este jueves de terror, es un proyecto que he estado esperando tiempo en hacer, y las leyendas urbanas japonesas son ahora mis favoritas. 

Este artículo es una recopilación de personajes de origen japonés. 

Los dejo con Kuchisake-Onna, Teke-Teke, Hachishakusama, Hikori-Kakurenbo y más amigos nipones. Esperamos que lo disfruten.  
 
Kuchisake-Onna es una leyenda japonesa sobre una mujer que tras ser asesinada regresa como un yōkai, lo que viene siendo un espíritu demoníaco para vengarse. 

Dice la historia, que hace mucho tiempo había una mujer preciosa y vanidosa a partes iguales, que debido a su enorme belleza era pretendida por muchos otros hombres. 

De tantos que la deseaban, eligió casarse con un importante samurái

Pero; los pretendientes no desistían. Al principio hacía caso omiso a sus admiradores, pero su marido tuvo que marcharse a la guerra y pronto empezó a sentirse muy sola. Finalmente cayó rendida a los encantos de uno de los pretendientes. 

Su marido llevaba demasiado tiempo fuera y ella era la mujer más bella de toda la ciudad y cansada de esperarlo decidió que podía hacer lo que quisiera. 

Así que siguió relacionándose con los mejores pretendientes que cada vez eran más ricos, más poderosos y más fuertes. 

Pero como todos sabemos, los rumores vuelan y acabó llegando a oídos del samurái una historia de una bella mujer a la que accedían sólo los hombres más fuertes que la pretendían. 

Al escuchar esta historia, él samurái, que era muy orgulloso, sintió mucha curiosidad por esta chica, aún estando casado. 

Un buen día, el samurái volvió y salió a beber con unos amigos para celebrar su regreso. La fiesta acabó alargándose hasta bien entrada la noche, cuando uno de sus amigos le dijo: 

–¿Te acuerdas de la mujer de la que te había hablado? Pues vive cerca de aquí.– 

Y el samurái confiado de sí mismo, decidió ir a pretender a la bella dama. 

Cuando más cerca estaba del lugar, más familiar le resultaba, pero; lo achacó al alcohol. De repente; pasaron frente a una bonita puerta roja y su amigo le dijo: 

–Es aquí.– 

Pero el samurái se quedó mudo, no decía nada y el amigo bromeó. 

–¿Qué te pasa? ¿Ahora vas a echarte atrás? Ja ja ja ja– 

Y el samurái, muy serio contestó: 

–Esta es mi casa.– 

Entonces entró dando una patada en la puerta, corrió hacia el dormitorio y allí se encontró a su esposa con otro hombre. 

La mujer se quedó totalmente pálida tras ver como en un instante, su marido había atravesado al hombre con el que estaba y mientras le sacaba la espada del costado el samurái le decía: 

–¿Piensas que eres hermosa?– 

Entonces la agarró con mucha fuerza, le colocó la espada en la boca y lleno de celos y furia le cortó la boca, mientras la bella dama no paraba de gritar. 

Se dice que la mujer se convirtió en el espíritu demoníaco La  Cuchilla; que ahora volvió al mundo con una enorme sed de venganza. 

Aparenta ser una mujer completamente normal y cubre sus heridas vistiendo una mascarilla, lo que en Japón es muy normal, ya que muchos las llevan para prevenir enfermedades. 

Kuchisake-Onna vaga por las calles en búsqueda de víctimas en las noches especialmente oscuras y tenebrosas, se acercará a ellas y les preguntará: 

–¿Soy hermosa?– 

Si se dejan llevar por su belleza y le contestan que si, se quitará lentamente la máscara dejando ver sus horribles cicatrices y volverá a preguntarte: 

–¿Y ahora? ¿Soy hermosa?– 

Si la víctima se asusta, grita o contesta que no, la mujer le cortará la boca usando unas grandes tijeras e imitando sus cicatrices. 

La víctima morirá desangrada, pues las heridas causadas por  Kuchisake-Onna nunca se curan. 

Otros cuentan, que si se le responde a las dos preguntas que si, pero con miedo, el espíritu demoníaco te acompañará hasta la puerta de tu casa y allí te apuñalará hasta la muerte. 

Sin embargo; si se le contesta a las dos veces con un si con tranquilidad y sin miedo, la mujer te entregará un rubí ensangrentado antes de marcharse. 

Aunque todos están de acuerdo en que  Kuchisake-Onna te dejará tranquilo y cuando te pregunte la primera vez le contestas que no tienes tiempo, entonces ella se disculpará y podrás continuar con tu camino. 

Se dice que la leyenda japonesa de  Kuchisake-Onna tiene unos orígenes muy antiguos, pero volvió a la luz en 1996 con la película Gakkou No Kaidan

Desde esta se la ha visto en numerosas películas japonesas, aunque podemos destacar a Carved (2007) y sus secuelas  Kuchisake-Onna 2Kuchisake-Onna Returns

También ha aparecido más recientemente en series como American Horror Story: Freak Show y Constantine

Y recuerda; si una mujer con mascarilla les pregunta por la calle si es hermosa, le dices que no tienes tiempo y no mires atrás. 
Entre los japoneses circula una escalofriante leyenda que habla de un espíritu femenino al que le falta la mitad inferior del cuerpo. 

Dicen que se arrastra con las manos, que terminan en largos dedos, con garras capaces de cortar carne como si de mantequilla se tratara, se desplaza con sus zarpas haciendo un ruido muy desagradable. 

Del cual recibe su nombre; Teke-Teke

La leyenda cuenta que el Teke-Teke es el fantasma de una joven muy introvertida y que era diana de múltiples bromas pesadas. Tanto en el instituto como fuera de el. 

Pero llegó el día en que una de las burlas acabó peor de lo esperado. 

Aprovechando que era temporada de cigarras, unos malnacidos tenían preparada una broma, colocarle uno de esos bichos encima para reírse de ella mientras trataba de quitársela. 

En grupo la siguieron cuidadosamente, asegurándose de no ser vistos. La chica llegó a una pequeña estación de tren, era tarde y no había casi nadie allí. 

Era el momento perfecto para proceder. 

Uno de ellos se le acercó sigilosamente y con mucho cuidado le colocó la cigarra en el hombro. 

Cuando ella notó que algo se movía a su lado y vio al insecto, saltó y se sacudió intentando quitársela de encima, pero resbaló y cayó a las vías. 

Los agresores estaban demasiado distraídos riéndose como para darse cuenta de que el tren estaba a punto de llegar. 

Antes de que ninguno se diera cuenta, el tren cruzó la estación a toda velocidad. 

En ese momento escucharon un grito que los enmudeció. Asustados se acercaron a las vías y allí estaba el cuerpo desmembrado de la joven que ya no gritaba, ya no se movía. 

Sólo se podía vislumbrar odio y dolor en su rostro. 

Los estudiantes se fueron a sus casas y juraron no contar nada de lo sucedido. 

–Ella era una chica muy rara, una depresiva, todos creerán que se cansó de vivir y se tiró delante del tren.– Pensaron ellos y así fue. Todo el mundo pensó que la pobre niña se había suicidado. 

Una noche en la que los chicos se reían de lo ocurrido mientras iban de vuelta a casa, empezaron a escuchar unos ruidos extraños por las calles cercanas. 

Poco a poco dejaron de reír y pasaron a estar asustados. 

Con cada esquina que cruzaban el sonido era más fuerte. Hasta que uno de ellos que ya no aguantaba más, echó a correr. 

Pensó que se había librado. Miró hacia atrás para asegurarse de estar a salvo, pero; al volver la vista, sus compañeros lo escucharon gritar desde lejos. 

Fue entonces cuando empezaron a correr sin parar. 

Al atravesar la última calle allí estaba la chica muerta, sin sus piernas, mirándolos fijamente. 

Quisieron huir pero estaban paralizados por el terror. No podían creer lo que veían. 

Entonces; el espíritu sacó una afilada y pequeña guadaña y los asesinó partiéndolos por la mitad. 

Desde entonces; el Teke-Teke vaga por las estaciones solitarias, en busca de más víctimas para así calmar su ira. 

Pero no se confíen; existen historias que también sitúan al Teke-Teke en otros lugares además de cerca de las vías. 

Ha llegado a nuestros oídos la historia que salió una noche cualquiera muy tarde del instituto. 

Estaba en la calle cuando se dio cuenta de que había olvidado las llaves de casa en el edificio. 

Cuando se giró para volver, una de las ventanas todavía tenía luz. El chico pudo vislumbrar en ella una preciosa muchacha que lo estaba mirando. Se quedó fascinado y entonces; la chica saltó por la ventana, lanzándose en el aire hacia él. 

Lo que antes le parecía hermoso ahora le parecía horrendo. 

La chica ya no se mostraba bella en absoluto, su cara estaba demacrada y le faltaba la mitad del cuerpo. Podía ver como todavía estaba sangrando. 

Quiso gritar pero no pudo, quiso moverse pero no pudo, se quedó completamente petrificado de terror. Ya sabía que se trataba del Teke-Teke

El espíritu ya se le había echado encima y en cuestión de segundos lo partió por la mitad con sus propias garras. 

A la mañana siguiente sus compañeros encontraron unas piernas brutalmente sesgadas, pero la parte superior del tronco nunca apareció. 

Existe un ente muy similar y que se le suele relacionar con el Teke-Teke. El espíritu Kashima-Reiko; que pertenece a una chica que fue brutalmente abusada en los baños de una estación de tren en Hokkaido

Los agresores la abandonaron dándola por muerta, pero no lo estaba. 

Kashima se arrastró en busca de ayuda pero ya no quedaba nadie en el lugar para socorrerla. Entonces; cayó a las vías del tren. Las vías comenzaron a vibrar, el tren estaba cerca. 

Antes de que pudiera gritar, el ferrocarril pasó a toda velocidad y le sesgó las piernas. Esto no la mató al instante, pasó un buen rato rogando por ayuda, pero nadie apareció. Finalmente murió desangrada. 

Ahora ronda por los baños de las estaciones de tren, especialmente en las noches más oscuras. 

Toca en las puertas y le pregunta al ocupante: 

–¿Dónde están mis piernas?– 

La víctima debe contestar: en la autovía de Meishin

Si contestas cualquier otra cosa o dudas demasiado al contestarle, Kashima no dudará en atravesar la puerta y arrancarle brutalmente las piernas a quien sea que haya dentro. 

La leyenda del Teke-Teke, aunque es relativamente reciente, ha marcado a la población japonesa y ya cuenta con dos adaptaciones al cine desde 2009; Teke-Teke y Teke-Teke 2

Las estaciones de tren, son un lugar de paso común en cualquier parte de la ciudad del mundo, así que recuerda... 

… Ándate con mucho cuidado en ellas, sobretodo si es de noche y están casi vacías y si les llaman a la puerta del baño, estén preparados para lo peor. 

Seguimos con las leyendas japonesas en este blog. 

La verdad es que hacía tiempo no teníamos ninguna. 

Hoy sabremos de Hachishakusama; un terrible y escalofriante espíritu japonés, con forma de mujer que se lleva a los niños. 

Esta prima japonesa de Slenderman tiene a los pequeños nipones aterrorizados. 

Dicen que Hachishakusama; significa algo así como la dama de 8 pies de altura. 

Hachi es 8, Shaku se refiere a una antigua unidad de longitud japonesa y Sama es como señora o dama, usado como título de respeto. 

La leyenda dice que Hachishakusama había sido encerrada hace 4 años, en 4 jizos, pequeñas estatuas que la contenían, pero que una de ellas se rompió y así pudo escapar. 

Les traemos en primera persona la historia de un joven que consiguió sobrevivir al espíritu cuando contaba con apenas ocho años. 

Todos los veranos mis padres me llevaban a casa de mis abuelos, en un pueblecito rural de Japón

Allí me sentía libre, una calurosa tarde, mientras descansaba sobre el césped del patio, escuché un extraño sonido. 

No sabía de donde venía pero como soy curioso por naturaleza, busqué a mi alrededor. Sonaba como una voz profunda y decía algo así como: 

–Po… popo… popopo… po– 

Como si alguien estuviese hablando consigo mismo. 

Me fijé que encima de los setos había un sombrero de mujer. El sonido venía de allí, el sombrero se movía, era una situación muy rara, no podía ser una persona, ¿cómo podía ser tan alta? 

Me fijé mejor y la vi. Era una mujer extremadamente alta entre las ramas. 

Sus brazos y piernas parecían infinitos, tenía el pelo largo y negro. Apenas se le veía la cara, llevaba un vestido blanco largo que le hacía juego con el sombrero. 

Quise acercarme más pero la mujer se marchó y con ella el insólito sonido. 

Al volver a la casa encontré a mis abuelos tomando el té en la cocina y les conté lo que había visto. No me estaban prestando mucha atención, pero cuando mencioné la altura de aquella mujer y el sonido que hacía, los dos se pusieron pálidos. 

Mi abuela contuvo un grito, el abuelo con cara muy seria, me tomó del brazo y me hizo repetir todos los detalles sobre dónde estaba y cuando sucedió. 

Abuelito salió de la cocina corriendo y llamó por teléfono a alguien desde el pasillo. 

Yo me quedé en la cocina con la abuela, estaba muy asustado, ella temblaba de miedo, el abuelo nos dijo que tenía que salir un momento y le pidió a mi abuela que no me quitase los ojos de encima. 

Cuando pregunté llorando que pasaba, me dijo con tristeza: 

Hachishakusama se ha fijado en ti. Este espíritu es un ser que busca niños para aprovecharse de ellos porque son más fáciles de engañar. 

Así; cuando un niño es de su agrado; de Hachishakusama, está condenado a morir, ya que este espíritu lo raptará y nunca más se sabrá de él. 

Mi abuelo, decidido a defenderme, fue en busca de una bruja capaz de hacerle frente a Hachishakusama, la bruja me ordenó quedarme en mi habitación. 

Me encerró con llave y me dijo que no debía salir bajo ninguna circunstancia antes de las 7 de la mañana. Pero antes de dejarme sólo colocó en las cuatro esquinas de mi habitación, cuatro cuencos con sal y puso una imagen de buda a la que debería rezar si sentía miedo. 

Me dio un trozo de pergamino y me dijo que debía tenerlo en la mano todo el tiempo.

Pasé la noche completamente solo, escuchando por la ventana extraños ruidos y el ya conocido: 

–Po… popo… popopo… po– 

Que anunciaba la llegada de Hachishakusama. Escuché de pronto la voz de mi abuelo que me preguntaba como me sentía, me decía que si tenía miedo, solo debía abrir la puerta y yo tenía tanto miedo que estuve a punto de abrirla. 

Pero rápidamente recordé lo que me había dicho la bruja y muerto de miedo, me arrodillé frente al buda y recé y recé, aterrorizado y lloroso. 

La sal en los cuencos, se estaba volviendo oscura. Aquella noche fue casi eterna y el golpeteo de la ventana no pausaba. 

Al llegar por fin el día, la sal estaba completamente negra. 

Miré el reloj y vi que ya podía salir, mis abuelos lloraron de felicidad al verme sano y vivo. 

El abuelo sin demora, nos sacó a todos de la casa y me subieron a una furgoneta en medio de ocho hombres del pueblo. La bruja conducía. 

Sentado entre aquellos hombres, todos parientes suyos, me dijeron que aunque tenía graves problemas, sólo debería mantener la cabeza baja y los ojos cerrados, pues sólo yo podía ver a Hachishakusama

Pero basta con que a uno le digan que cierre los ojos para abrirlos ¿no? Y fue lo que hice; mantuve la cabeza bajada, pero vi por la ventana y allí estaba ella, flotando al lado del coche, con su vestido blanco. 

Acercó su cara a la ventana y grité y cerré los ojos lo más fuerte que pude, mientras estrujaba el pergamino de la noche anterior. 

–Po… popo… popopo… po– 

Los demás no podían verla ni escuchar el escalofriante sonido, pero si podían oír cuando repiqueteaba en la carrocería o en las ventanas. 

K-San; que así se llamaba la bruja, comenzó a rezar tan fuerte que su rezo se convirtió en grito, pero; al cabo de un tiempo, la voz y el golpeteo se esfumaron. 

Y esta es la historia de cómo sobreviví. 

Nunca jamás he podido regresar a casa de mis abuelos, pues corro el riesgo de que el fantasma me atrape de nuevo y termine lo que dejó inconcluso. 

No se sabe lo que hace con sus víctimas, pero; algunos cuentan que se alimenta de la esencia juvenil de sus presas. 
En este siguiente creepy nos vamos a poner místicos e invocadores y les vamos a hablar de Hitori-Kakurenbo o juego de las escondidas a solas, un rito de origen japonés que sirve para contactar con los del más allá. 

Si eres de los que piensan que los espíritus nos rondan buscando un cuerpo que poseer, este es tu reto. 

Podrás invocar a un espíritu y ofrecerle un muñeco en el que residir. 

Seguro que estás pensando que jugar al escondite solo en casa es una cosa un poco tonta, pero realmente jugar a Hitori-Kakurenbo no parece nada aburrido. 

Para realizar esta invocación, primero les vamos a contar los materiales. 

Necesitaremos: 

Un muñeco, arroz, una aguja, hilo de color rojo, un objeto filoso, una taza con sal y un lugar para escondernos. 

Una vez reunidos todos los materiales, procederíamos a iniciar el ritual. 

Lo primero que tenemos que hacer para realizar este espeluznante acto es elegir un peluche o muñeco. Hay que asegurarse de que tenga extremidades, porque es esencial para realizar bien el ritual. 

Importante; tiene que tener nombre. 

Nosotros podríamos hacerlo con cualquier peluche de la tiendita de la esquina. 

Una vez elegido el peluche se aconseja abrirlo con un cuchillo, aunque suponemos que también sirven unas tijeras. Hay que quitarle el relleno y procederíamos a rellenar con arroz todo el peluche

Estoy seguro que por culpa de este ritual miles de peluches han perdido la vida, que triste. 

Ahora toca una parte un poco desagradable, porque tenemos que cortarnos las uñas de manos y pies e introducirlas en la mezcla

Existen versiones en las que recomiendan verter algo de sangre pero con las uñas ya es suficiente. 

Ahora toca coser el muñeco con un hilo rojo. Cuando terminemos tendríamos que amarrar el muñeco con el resto del hilo

Ahora tenemos que llenar una bañera con agua y verter la sal

Debemos apagar todas las luces de la casa, aunque una luz ambiente de vela siempre es buena para las invocaciones. 

Esperamos hasta las tres de la mañana, que como todos, seguro ya saben, es la hora en que nació satanás, la hora de las brujas, la hora en la que nuestro cuerpo se encuentra en una fase de sueño profundo y es más sensible a ciertas experiencias. 

Pues a esa hora repetimos el nombre del muñeco tres veces y a continuación:

–Es mi turno.– Y ponemos el muñeco en la bañera con agua

Nos vamos a esconder, contamos hasta diez y volvemos donde la bañera con el muñeco, lo sacamos de allí y decimos: 

–Te encontré.– y su nombre. 

Ahora viene la parte más creepy del juego porque tenemos que agujerear al muñeco con un objeto que pueda perforarlo; como un cuchillo, tijeras, un lápiz, una pluma o un bolígrafo. 

Y rápidamente es tiempo de esconderse y hay que hacerlo muy bien pues las uñas que hay en el interior del muñeco crean un nexo contigo. 

El muñeco si te encuentra y te agarra te apuñalará con el mismo objeto que tu lo apuñalaste. 

Por si algún intrépido se atreve a jugarlo, les mostramos la forma de cerrar el ritual. 

Tenemos que verter en media taza con agua salada en la boca pero no beberla, sólo mantenerla allí. 

Buscamos al muñeco que nos está buscando y cuando lo encontremos, le escupimos el agua con la sal y decimos 3 veces; yo gano

Se dice que si ganas dos veces consecutivas, el muñeco aceptará que somos los ganadores y nos responderá todo lo que le preguntemos. 

¿Y tú? ¿Te atreverías a jugar a Hikori-Kakurenbo? ¿Te atreves a jugar con los espíritus al escondite? 

Recuerda que si lo haces, mejor pincharlo con una chincheta o tachuela
Gozu; traducido como cabeza de vaca, es una leyenda urbana japonesa de una historia completamente aterradora, sobre un animal con cuerpo de hombre y cabeza de vaca, que según dicen; el simple hecho de contarla puede llevar a una cadena de sucesos sobrenaturales y terroríficos. 

Los primeros indicios de la leyenda datan del siglo 17, con rumores que hablan de una aldea en la que se contó la historia de Gozu

Se dice que el pueblo entero quedó traumatizado y que aterrados se aislaron de todo el mundo, de modo que muchos de sus habitantes terminaron muriendo por inanición o suicidándose, por el temor de que al salir de casa, el cabeza de vaca fuera a por ellos. 

Esta terrible historia del pueblo llegó a oídos del gobierno central, que ante el temor de que la historia se repitiera, decidieron eliminar todos los documentos escritos existentes sobre la terrorífica criatura. 

Además de prohibir la misma mención de Gozu bajo pena de muerte. 

Aunque tal prohibición no pudo evitar que la historia se desperdigase en pedazos por todo Japón, esperando a que los más valientes la descubriesen. 

Esta es la razón por la que nadie conoce la historia completa. Aunque se dice que con solamente contar un pedacito de la leyenda de Gozu, muchos pueden sufrir graves traumas y correr un enorme riesgo de muerte. 

Existe un rumor no muy lejano, de un maestro de escuela, que; cansado de que sus alumnos no se portasen bien en las excursiones, se le ocurrió una idea infalible para mantener a sus estudiantes tranquilos. 

Comenzó a contarles viejas historias de terror y fantasmas a los chicos, los que curiosamente habían desarrollado una adicción por los cuentos mórbidos y evitar los del maestro. 

En uno de los viajes, el profesor les prometió que iba a contar una historia prohibida, que era la más misteriosa y tétrica que jamás les había contado. Pero; que sólo se las contaría si absolutamente todos ellos se portaban bien en el viaje, y así lo hicieron, ni un sólo niño levantó la voz, se peleó, ni hizo nada malo en la excursión. 

Todos querían saber cual sería aquella historia tan terrorífica. 

Cuando iban en el camino de vuelta, el profesor se levantó de su asiento y avisó de que todos debían guardar silencio, pues iba a contarles la historia del cabeza de vaca

No se sabe como el docente había conseguido uno de los pedazos escritos de la leyenda. Pero según empezó a narrar, muchos de los alumnos empezaron a gritar y a taparse los oídos. 

Los niños gritaban deténgase; no nos la cuente. 

Pero; como si no los escuchase, ni los viera el hombre continuó con su historia. 

Se dice que se le tornaron los ojos blancos y que su voz se volvió mucho más grave, como si estuviese poseído por el mismísimo Gozu, ansioso por contar su historia. 

Cuando por fin el maestro recuperó la consciencia, todo a su alrededor era una imagen horrible, el autobús se había salido de la carretera. 

Muchos niños estaban llenos de sangre y heridas por el golpe y aunque no lloraban, sus caras sólo mostraban horror y dolor, pero ni un sólo llanto se escuchaba. 

El conductor; que había sufrido múltiples heridas por los cristales del parabrisas estaba inmóvil en su asiento sujetando con fuerza el volante, sudando y temblando, mientras su cara se mostraba tan pálida que parecía como si ya estuviera muerto. 

No sabemos que es lo que ocurrió después, pero; el profesor jamás volvió a mencionar a Gozu, ni a contar historias de terror y ni él y ninguno de los alumnos habló jamás de lo sucedido. Tenían demasiado miedo. 

La leyenda de Gozu es muy antigua, se hizo un poco más popular, cuando se estrenó la película japonesa Gokudô kyôfu dai-gekijô: Gozu (Gozu: El camino a la locura) del 2003. 

El personaje también aparece en el anime Danganronpa the Animation estrenada en 2013. 

Nosotros no nos hemos atrevido a investigar más sobre la historia de Gozu. Pero si les gusta este artículo y como somos unos intrépidos investigadores, nos pondremos a trabajar en búsqueda de la leyenda del monstruo con cabeza de vaca para poder contárselas. 

¿Quieres que lo investiguemos de verdad? 

Deja tu opinión aquí debajo. 
Nombre

Acertijos Adsense Afiliados Análisis de mercado Aplicaciones Biografía Biografías Biología Blog Caricaturas Celebridades Coronavirus Correo Electrónico COVID-19 Creepypasta Criminales Daenerys Targaryen (Khaleesi) Demonología Deportes Disfraces Educación eMail Marketing Emprendedores Establecer metas Euro 2020 Eventos Futbol Google Play Guerras Halloween Historia Historias Influencer Leyendas Libro esotérico Libros LosPolinesios Malala Marketing por Internet Metas Música Navidad Netflix Paranormal Películas Personajes Persuasión Política Posicionamiento web Precios Programa de afiliados Redes Sociales Redes Sociales Tendencias Reflexiones Religiones Salud Series Tecnología Tendencias Teorías TikTok Tocar madera Tradición Tradiciones unicef Ventas Videojuegos Vídeos Youtuber
false
ltr
item
manuelverdugo.com: Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachishakusama y Hitori-Kakurenbo
Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachishakusama y Hitori-Kakurenbo
Kuchisake-onna, Teke-Teke, Hachisakusama y Hikori-Kakurenbo; son historias creepypasta muy buenas y las recomiendo, me entretuve leyéndolas desde el i
https://1.bp.blogspot.com/-fMpNR3BeR84/YZmRl_5O7DI/AAAAAAAAHbA/pkg0PjzgBucVTSDSCCxthdgLeX7t0XEzgCPcBGAYYCw/w640-h360/Kuchisake-onna%252C%2BTeke-Teke%252C%2BHachishakusama%2By%2BHikori-Kakurenbo.jpg
https://1.bp.blogspot.com/-fMpNR3BeR84/YZmRl_5O7DI/AAAAAAAAHbA/pkg0PjzgBucVTSDSCCxthdgLeX7t0XEzgCPcBGAYYCw/s72-w640-c-h360/Kuchisake-onna%252C%2BTeke-Teke%252C%2BHachishakusama%2By%2BHikori-Kakurenbo.jpg
manuelverdugo.com
https://www.manuelverdugo.com/2021/11/kuchisake-onna-teke-teke-hachishakusama-y-hitori-kakurenbo.html
https://www.manuelverdugo.com/
https://www.manuelverdugo.com/
https://www.manuelverdugo.com/2021/11/kuchisake-onna-teke-teke-hachishakusama-y-hitori-kakurenbo.html
true
3921223008722186580
UTF-8
No se encontró ninguna publicación No se encontraron publicaciones relacionadas VER TODO Leer más Responder Cancelar respuesta Borrar Por Inicio PÁGINAS PUBLICACIONES Ver todo RECOMENDADO PARA TI Etiqueta ARCHIVO BUSCAR TODOS LOS MENSAJES No se encontró ninguna publicación que coincida con su solicitud. Regresar a Página de Inicio Contenido Ver también relacionado Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre Ene Feb Mar Abr Mayo Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic En este momento Hace un minuto Hace $$1$$ minutos Hace 1 hora Hace $$1$$ horas Ayer Hace $$1$$ dias Hace $$1$$ semanas Hace más de 5 semanas Seguidores Seguir ESTE CONTENIDO ES PREMIUM Por favor comparte para desbloquear Copiar todo el código Seleccionar todo el código Todos los códigos fueron copiados a su portapapeles. No se puede copiar el código / texto, por favor presione [CTRL]+[C] (o CMD+C en una Mac) para copiar ESTE CONTENIDO PREMIUM ESTÁ BLOQUEADO PASO 1: Compartir en una red social PASO 2: Haz clic en el enlace de tu red social